23 feb. 2017

Freixoso


No pertenezco a una persona o a mí misma, ni a un oficio o pasión.
Pertenezco a un lugar. Un lugar que conozco como la palma de mi mano y que a la vez descubro cada día. Un lugar pequeñito; más de lo normal. Un lugar donde el verano es más feliz y el invierno más bonito. Donde la primavera y el otoño tienen los tonos más vivos del universo. Para mí.
Es un lugar verde y lleno de recuerdos.
Es hermoso por donde lo mires.
Desde abajo, los árboles son enormes. Desde arriba, los colores se mezclan. 
Desde un lado, se ven las montañas y desde el otro, se ven los campos.
Es el lugar donde viven las hadas y donde habitan todas, todas las personas de mi mente.
Es un sinfín de caminos, que llevan a más caminos, que no llevan a ningún lado y que a la vez llevan a todas partes.
Está lleno de perros que ladran a lo lejos y pájaros que cantan muy cerca. 
Está lleno también de gente mayor con mil historias que contar. 
Hay un parque y ningún niño. Pero aun así rebosa felicidad.
Es el lugar con más estrellas del planeta. Y las que no se ven, aparecen cuando las imaginas.
Es donde habitan los sueños.
Es un lugar un poco loco. ¡Tenía que serlo! Por eso me gusta tanto.
Yo lo llamo hogar. Los demás lo llaman Freixoso.




15 ene. 2017

Complicaciones

La gente se conforma con amor fácil, de ese que sólo entiende de exteriores, de apariencias y belleza fácil también.
Del que regala joyas en San Valentín y sale a cenar fuera en los aniversarios.
Del que no recuerda lo importante.
Es amor fácil, porque lo complicado es saber que tu comida favorita es el revuelto de setas o que dices que no tomas azúcar, pero le echas tres cucharadas al colacao; es hacer un día especial de uno normal sólo porque sí, ver una papelera y regalársela un momento cualquiera, porque sabes que le hace falta.
El amor difícil va de aprenderse los lunares de la espalda y de saber que tiene cosquillas en las rodillas.
El amor difícil es descubrir cosas nuevas después de años de conocerse. Es amar los defectos también. Es pelear los días malos y reírse de lo idiotas que sois.
El amor difícil no es poseer, sino querer ver volar lejos al otro, es acompañarse sin ataduras; volver a casa con los pies sucios, el pelo revuelto y mil historias que compartir. Es hacerse crecer el uno al otro y poder hablar como si lo hicieras contigo mismo.
El amor fácil es como un caramelo, dulce por un momento, pero se agota rápido.
El amor difícil es el que te empuja a hacer locuras, vivir, reír, caerte, aprender y besar con desesperación.
A veces es bueno complicarse un poco la vida.




26 oct. 2016

Vivir mirando el mundo

Después de muchos años he descubierto un sitio maravilloso. He venido antes muchas veces, pero nunca yo sola.
A veces nos hace falta prescindir de todo lo demás y quedarnos solo con nosotros mismos para apreciar realmente la magia.
He descubierto el mar, después de años observándolo; después de verlo tantas veces, tantas horas, tanto estudio. He descubierto el mar.
Un mar que cura, un mar hermoso, que calma y acuna el alma.
He descubierto también que el mundo es bonito, aunque tenga partes feas y que la esperanza se puede encontrar en los detalles más pequeños.
He descubierto que necesitamos aprender a apreciar los lugares que tenemos cerca.
He aprendido que tenemos que hacer más cosas que nos hagan sentir vivos y menos de aquello que no nos llena.
He descubierto que todos los atardeceres son hermosos y que debes compartirlos siempre con quien los sepa apreciar. Sino, lo mejor es verlos en soledad.
He descubierto que la vida es más bonita con la gente que te quiere como eres. Que todo es diferente cuando sientes que te vas encontrando.
Que puedes ver un lugar un millón de veces con la persona equivocada y después descubrirlo de nuevo con otros ojos.
He aprendido a rodearme de positividad, optimismo, alegría y calma. He descubierto que eso es lo que realmente me hace feliz.
He aprendido que los días grises también tienen un poco de sol.
He descubierto una parte de mi que no conocía y que cuando sales del caparazón, descubres un mundo maravilloso que llevaba esperándote todo este tiempo.
He descubierto que el mundo se equivoca. Que lo que más importa es lo de menos y lo que menos importa es lo más valioso.
He descubierto que hay placeres que no cuestan nada y que sólo te sentirás en casa en los lugares donde eres feliz.
Queda tanto por descubrir en este mundo, que me pregunto ¿Cuántas cosas he visto sin llegar a apreciar aún?

3 oct. 2016

Ojalá

Ojalá que el tiempo te enseñe a ser fuerte, a disfrutar de las pequeñas cosas y de las grandes personas que te traerá la vida. 
Ojalá conozcas el sentimiento de llamar hogar a un lugar y sepas que hay gente que pelearía por ti. 
Ojalá te hagas mil preguntas en las noches solitarias y las musas vengan a ti muchas madrugadas. 
Ojalá entiendas la grandeza del perdón y conozcas el consuelo de un abrazo. 
Ojalá encuentres mentes maravillosas en tu camino, conozcas muchos lugares encantadores y hagas muchos amigos que no sean humanos. 
Ojalá gastes muchos zapatos y rompas todos los prejuicios. 
Ojalá descubras el poder de la amistad y no le temas a la fugacidad del tiempo. 
Ojalá vivas mil aventuras, saques un montón de fotos y escribas grandes recuerdos. 
Ojalá cambies muchas vidas y conozcas a muchos desconocidos que hablen de cosas de las que nadie se acuerda ya. 
Ojalá muchas personas te cuenten sus historias y ojalá las guardes como tesoros. 
Ojalá te desahogues mucho en papel y letras y quemes muchas penas en hogueras de San Juan. 
Ojalá vivas un montón de sueños, cumplas miles de deseos y encuentres todas las respuestas a las preguntas que sólo tú conocías. 
Ojalá encuentres un amor loco y tengas el valor de conservarlo. 
Y ojalá entiendas que lo bonito de la vida es sencillamente vivirla.


Amor loco

Quiero a alguien que me mire como si tuviera puta magia en los ojos, que se quede serio cuando haga un chiste malo, que me aparte el pelo de la cara cuando hago el imbécil y ando despeinada, que me mire, lo mire y salten chispas y cohetes y colores. 
Alguien que quiera saber que pienso sobre el musgo que crece en los árboles y me pregunte a cada momento que haría si pudiera hacer todo. Alguien con quien jugar a piedra, papel o tijera para ver quien friega ese día, que piense que hablar conmigo es más divertido que cualquier otra cosa del mundo, que me ayude a enterrar un cadáver si lo necesito, que cante conmigo en los días felices sin mencionar lo mucho que desafino. 
Que se acueste en el suelo a mi lado para mirar las estrellas, que me acompañe a tomar un colacao a las 4 de la mañana aunque estemos de fiesta, que me ayude a cocinar y me diga "te jodes" cuando me agobie, que piense que me ama y que lo diga poco pero lo demuestre mucho, que me regale mil garabatos en papel de servilleta y me despierte con un millón de besos. 
Alguien que me diga "eres preciosa" cuando estoy en pijama los domingos, que esté desesperado por leer cada cosa que escribo, que sepa que no soy perfecta y me lo diga. Que quiera recorrer el mundo con sólo una mochila, que adore a mis amigos y me diga "me encanta que estés loca", que baile sin sentido conmigo aunque se rían de nosotros y me lleve los tacones cuando quiera correr descalza. 
Alguien que busque el lado positivo de todo lo malo que ocurra, que quiera salir de casa todos los días soleados y ver pelis cuando llueva, que me anime más que nadie cuando quiera hacer una locura y que piense siempre lo mejor de las personas. 
Que haga cosas nuevas y que no se levante sin imaginar siete cosas imposibles, que se invente formas diferentes de llamarme y que juegue a planear nuestro futuro. Que sea amable con la gente sin importar quienes sean, que me regale sonrisas por las mañanas y abrazos por las noches e invente tradiciones tontas cuando nos aburramos, que luche por sus sueños y me anime a hacer lo mismo. 
No quiero, merezco un amor loco, como tienen que ser los de verdad. Y ni más ni menos que para toda la vida.

12 sept. 2016

Libre

Péinate, no salgas así a la calle. Maquíllate, tapa ese grano. Ponte el pantalón ajustado, este te hace el culo feo. Cámbiate la camiseta, vas muy sosa. Ponte relleno, así no tienes un escote bonito.
Enseña un poco más. Sal a discotecas. Sé divertida. Baila y hazlo bien, eres una chica, tienes que saber. Sé el alma de la fiesta, aunque estés cansada. Bebe alcohol, todos lo hacen. Sé una dama. No digas muy alto lo que piensas, no sea que alguien se ofenda.
Y sonríe, sobre todo sonríe aunque no tengas ganas. No vaya a ser que el mundo piense que no eres perfecta. No vaya a ser que algún día te levantes por la mañana y pienses “qué guapa estoy así, al natural”. No vaya a ser que dejes de sentir que no eres suficiente y te sientas a gusto en tu piel.
No, no, no y siempre no.
¿Qué problema hay en tener una manchita en la cara? A nadie le importa, sólo tú la ves. A nadie le importa que lleves el pelo desordenado. A nadie le importa que tus labios sean más finos de lo que dicta la moda, o que tengas una 80A de sujetador.
A nadie le importa nada.
Pero y si les importa ¿qué?
Siéntete bien siendo quien eres, mírate con amor, sonríe cuando tengas ganas, grita, sé libre, sé tú, despéinate al saltar cuando bailas tu canción favorita, llora cuando te enfades.
Sé más maleducada. Ponte el jersey abrigado si no te apetece salir de fiesta en vestido. Enseña tu cuerpo cómo y a quién quieras, habla de tus gustos, llénate de vida, de conocimiento, de sueños. Lucha por lo que quieres.
Sé más. Más feliz. Más inteligente. Más tú misma. Más capaz de hacer todo lo que te propongas.
Sin miedo y sin inseguridades.


17 may. 2016

Galicia

A morriña é o único sentimento triste e bonito á vez; faiche sentir que pertences a un lugar marabilloso, pero despois recórdache que estas lonxe del.

Cómo pode ser algo tan terrible e esperanzador ó mesmo tempo?

Sabes que tes un fogar fermoso, cheo de tonos verdes e lugares máxicos feitos de pedra; pero a pesar de saber que hai un recuncho do mundo que é só teu, non o podes alcanzar, e sempre ves os demais lugares un pouco máis apagados, sen tanta cor, nin tanto brillo.

Nos demais sitios non che ofrecen mazás, patacas, fresas, pementos ou tomates da horta, nin preguntan de quen eres.

Porque en Galicia temos neniños, casiñas, gatiños e un montón de cousas riquiñas, que nos outros sitios non soan tan xeniales.

Porque coma en casa, non se está en ningún sitio.

E acabas por botar de menos a choiva (cousa que nunca imaxinaches) e o cambio de estación, cando non sabes se saír con pantalón corto ou chaqueta (aínda que somos galegos, imos coa chaqueta a todas partes). Botas en falta as flores amarelas das mimosas e dos toxos, as velliñas do pobo que sempre che din que medraches moito (aínda que midas 1,50 e teñas 30 anos), as praias de auga xeada, os montes, as casas vellas de pedra, a emoción do primeiro raio de sol do ano e todas as cousiñas que fan de Galicia única e perfecta.

Para todas as persoas que están lonxe do seu fogar, e para as que teñen a sorte de estar nel. Feliz día das letras galegas.

---

La nostalgia es el único sentimiento triste y bonito a la vez; te hace sentir que perteneces a un lugar maravilloso, pero después te recuerda que estás lejos de él.

¿Cómo puede ser algo tan terrible y esperanzador al mismo tiempo?

Sabes que tienes un hogar hermoso, lleno de tonos verdes y lugares mágicos hechos de piedra; pero a pesar de saber que hay un rincón del mundo que es sólo tuyo, no lo puedes alcanzar y siempre ves los demás lugares un poco más apagados, sin tanto color, ni tanto brillo.

En los demás sitios no te ofrecen manzanas, patatas, fresas, pimientos o tomates de la huerta, ni te preguntan de quien eres.

Porque en Galicia tenemos "neniños", "casiñas", "gatiños" y un montón de cosas adorables, que en otros sitios no suenan tan geniales.

Porque como en casa no se está en ningún sitio.

Y acabas por echar de menos la lluvia (cosa que nunca imaginaste) y el cambio de estación, cuando no sabes si salir con pantalón corto o chaqueta (aunque somos gallegos, vamos con la chaqueta a todas partes). Echas en falta las flores amarillas de las mimosas y los toxos, las viejitas del pueblo que siempre te dicen que creciste mucho (aunque midas 1,50 y tengas 30 años), las playas de agua helada, los montes, las casas viejas de piedra, la emoción del primer rayo de sol del año y todas las cositas que hacen de Galicia única y perfecta.

Para todas las personas que están lejos de su hogar y para las que tienen la suerte de estar en él. Feliz día de las letras gallegas.